Resumen

Las mujeres se integran al orden social y sexual a través del cuerpo y de las dimensiones reproductivas del mismo, y la menstruación y la llegada del primer ciclo mensrual juegan un rol central en estos procesos. Los significados de estos eventos tienen implicaciones importantes en las percepciones que las mujeres tienen de sus cuerpos, de la reproducción y de la sexualidad. Este artículo presenta los resultados de una investigación cualitativa realizada en dos áreas (rural y urbana) del estado de Morelos, México. Los resultados sugieren que las regulaciones sociales en torno al primer sangrado menstrual y la menstruación son una parte esencial de la experiencia incorporada de las participantes y de las trayectorias de aprendizaje relativas al ser mujer, en las cuales tienen un rol medular los condicionantes y las desigualdades de género.