Resumen

En México, las relaciones inestables entre las bases socio-territoriales del desarrollo socio-económico y del voto desafían las teorías clásicas de la modernización. Para comprender el comportamiento contradictorio de la participación electoral, hay que explorar las variedades del sufragio en distintos contextos, niveles y escalas, y considerar la diversidad de formas de movilización ciudadana. Como lo muestra la sociología empírica del voto, éste puede apoyarse en dispositivos de tipo comunitario o identitario, psicológico, social o territorial, racional e individual, corporativo y/o clientelar. Ello obliga a repensar las relaciones del sufragio universal con la participación y la representación, la contestación y la inclusión, la gobernabilidad y la legitimidad democráticas. También invita a indagar en las condiciones concretas que propician/inhiben el ejercicio efectivo e individual, libre y secreto, autónomo e igualitario del sufragio particular, en situaciones híbridas de transición desde/hacia regímenes democráticos/autoritarios.